Versión completa

Dapkiunas: Belarús pasa al grupo de países de ingresos medianos altos

Sociedad 25.09.2019 | 17:50
Foto del archivo
Foto del archivo

MINSK, 25 sep (BelTA). – Belarús pasa al grupo de países de ingresos medianos altos. Lo declaró hoy el viceministro de Asuntos Exteriores de Belarús, Andréi Dapkiunas, en el marco de la apertura oficial de las consultas estratégicas nacionales del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), anuncia BelTA.

“Comienza una nueva etapa de la interacción de Belarús con el PNUD. Se desarrollan unos grandes cambios: Belarús pasa al grupo de países de ingresos medianos altos. Por un lado, es algo positivo, algo que confirma nuestra madurez, por otro lado, significa que es necesario pensar en un nuevo contexto para la interacción de Belarús y el PNUD. Menos interés por parte de los donantes en la asignación de los recursos a los países bastante prósperos, su orientación a los países menos desarrollados, la necesidad de la cofinanciación de los proyectos por la parte belarusa, la reducción de los recursos asignados son los momentos que nos hacen elaborar un nuevo programa del PNUD para el país para los años 2021-2025”, detalló el canciller adjunto.

El paso del país de un grupo al otro (de ingresos medianos altos) lo acompañan ciertas dificultades. Acorde con las palabras del diplomático, el bienestar de Belarús lo certifica una buena estadística y el aumento del PIB per cápita. Sin embargo, los indicadores externos del bienestar a veces no son estables. Para consolidarlos se requiere el apoyo de la comunidad internacional tanto financiera, como organizativa y de expertos. Hoy en día la comunidad mundial piensa en las formas de su asignación y los posibles enfoques de innovación.

El programa del PNUD para el país para los años 2021-2025 incluirá las direcciones fundamentales de la actividad conjunta del PNUD y los socios nacionales. El Ministerio de Asuntos Exteriores a su vez tiene unos deseos al respecto. Son, por ejemplo, la continuación de los proyectos de asistencia a los grupos vulnerables, de protección del medio ambiente, de lucha contra el VIH/sida, de asistencia técnica para los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS).

La prioridad de la actividad será el tema de las consecuencias del desastre nuclear de Chernóbyl. “Nos importa mucho la actividad que ya se lleva a cabo. No nos para el cansancio de unos de este tema. Aun nuestros socios más próximos ya no dan tanta importancia al asunto. Sin embargo, no seguimos la moda y estamos obligados a seguir hablando del tema ya que un 70 % de las consecuencias las sufre Belarús y es un dolor eterno del país”, hizo hincapié Andréi Dapkiunas.

Belarús también necesitará la ayuda del PNUD después de su adhesión a la Organización Mundial del Comercio (OMC). La entrada en la OMC requerirá un gran aumento del potencial del país, su adaptación al trabajo en unas condiciones nuevas, el desarrollo de la logística. En este caso será de mucha importancia la asistencia de los expertos y profesionales del PNUD.

“Esperamos que el nuevo programa para el país para los años 2021-2025 vele ante todo por las prioridades nacionales. Agradecemos que se hayan tomado en consideración en el programa anterior. Esperamos que su sexta edición sea similar para que los proyectos actuales y futuros completen los esfuerzos del Gobierno y las autoridades locales. No sólo aprovechamos la experiencia de otros, también podemos ofrecer la nuestra. Siempre estamos dispuestos para compartila”, resumió el diplomático belaruso.-0-

Noticias de la rúbrica Sociedad
Versión completa